licentiare

Divulgación de opinión, ensayos, artículos y reseñas realizadas por estudiantes de la Universidad del Bío-Bío

Es posible que una cosa esté en dos o más lugares a la misma vez


La Mecánica Cuántica (las leyes de la física que rigen nuestra realidad a escalas ultra-microscópicas) son tan contrarias a nuestra intuición y percepción del mundo, que si no fuera por decenas de miles de experimentos que la comprueban una y otra vez, uno diría que lo que plantea es imposible.
Uno de esos planteamientos es que es posible que una cosa esté en dos o más lugares a la misma vez.


Vuelvan a leer esa oración anterior, pues la Mecánica Cuántica dice no solo que eso es posible, sino que incluso es la norma a escalas ultramicroscópicas, y que lo que vemos en el mundo “macro” (a grandes escalas) no es más que una aproximación de la realidad.

Pero he aquí lo asombroso: Esto por décadas ya se ha comprobado experimentalmente, e incluso es uno de los pilares que permiten la teletransportación de fotones, átomos, moléculas, e incluso energía.
Este es un tema abordado hace una década atrás en Máquinas en el Paraíso (José C. Elías), pero a diferencia de los experimentos de ese entonces en donde sólo se podían hacer experimentos con objetos ultra-microscópicos, científicos del Max Planck Institute of Quantum Optics en Alemania efectuarán un experimento por primera vez con un objeto relativamente grande, una esfera de 60 micro-metros de ancho.
La idea es, chocar la esfera con un as de luz láser, la cual por su propia naturaleza ya está en un estado cuántico, lo que causará que la esfera en sí adopte el estado cuántico del láser, lo que según los científicos hará que la esfera aparezca también en un contenedor al lado de esta misma, en efecto existiendo la esfera literalmente en dos contenedores simultáneamente (los detalles técnicos son muchísimo más complejos que esta simple explicación, pero esa es la idea a grandes rasgos).
Para mantener la esfera en ese estado cuántico, es necesario efectuar el experimento en un frío casi absoluto y con la menor perturbación posible, ya que cualquier contacto de la esfera con el mundo externo hará que esta se “decohere”, en efecto perdiendo sus propiedades cuánticas al nivel macro y regresando a colapsar en una sola esfera en uno de los contenedores.
Esto, es algo que escapa totalmete la intuición humana, pero así es como funciona la realidad…
Y obviamente, si este experimento es exitoso (y en teoría debería serlo), ya veremos otros experimentos con objetos muchísimos más grandes, aunque por el momento seré un aguafiestas y les diré que se pueden olvidar por un buen tiempo de algún día uno de ustedes poder estar en dos lugares a la vez (al menos que lo hagan de esta otra manera que sí será posible), ya que mientras más grande es el objeto mayor las posibilidades de colapsar el estado cuántico, y por “grande” noten que incluso una cabeza de alfiler sería algo inmenso.
_______________
Visto en: eliax.com

Archivado en: Uncategorized

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Sobre el contenido de éste weblog

Visitas on line

Actualizaciones de Twitter

RSS Feed desconocido

  • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
A %d blogueros les gusta esto: